Regresar

La investigación de este Diario demoró seis meses

Diario El Comercio Abril 15 de 2004

 

A "inicios del 2003, la sección Judicial de EL COMERCIO se planteó, como una necesidad, incluir en su agenda de temas a los sujetos de corrupción del poder judicial", señaló Arturo Torres, editor de la Sección Judicial, ayer en su ponencia en la mesa redonda, en Buenos Aires, Argentina.

El Editor comentó cómo se inició la investigación de los hechos de corrupción en el Poder Judicial, especialmente en la Corte Suprema. Todo empezó con una indagación al ex ministro Olmedo Bermeo.

"Fue un trabajo de dos meses que se plasmó en los reportajes publicados el 11 y 12 de julio, donde se puso al descubierto que el juez, al parecer, había ocultado cuentas, bienes y tarjetas con manejos económicos cuantiosos, que para nada se reflejaban en su declaración de bienes. Además se descubrió que el Juez al parecer tenía un bufete de abogados donde prestaba servicios con sus hijos, lo que está prohibido por la Ley". Torres habló de la metodología que utilizó el equipo de Judicial, para acceder a las fuentes. La misma que se utilizó en los reportajes de otros jueces. Se destacó el caso Brito.

La investigación de seis meses evidenció la politización de la Justicia. "Tres días después de haber publicado la investigación sobre Brito, un contacto de la Corte nos llamó por teléfono, eran cerca de las 16:00. Ese informante nos contó que a las 17:00 el ex presidente y líder del Partido Social Cristiano, León Pebres Cordero, se reuniría con el juez Galo Pico en su departamento", en Quito. Un equipo constató que Febres Cordero acudió a la cita, la cual

-según palabras del líder del partido- reunió a 10 ministros jueces de la Corte, que se han pronunciado a favor de las tesis de ese partido en las sesiones de la Corte.

 
Subir
 
© Copyright 2006 - 2010 Gustavo Noboa Bejarano. Prohibida su copia total o parcial | Lea las Condiciones de uso BACKUPTI.com